EN UN MUNDO POLARIZADO LOS VERDES GANAN TERRENO EN ALEMANIA

EN UN MUNDO POLARIZADO LOS VERDES GANAN TERRENO EN ALEMANIA

Cuando el mundo se aleja del centro político y los votantes parecen alinearse hacia los pensamientos más extremos, los Verdes obtienen una votación histórica en Alemania, el país fuerte de Europa y líder del continente en materia política y económica.

Nadie lo esperaba. Los resultados en Hesse, un estado con 6 millones de habitantes en el país germano, sobrepasaron las expectativas al igual que había ocurrido recientemente en Baviera. Ambos estados, los más importantes del país, lograron concentrar para los Verdes el 20% de los votos, convirtiéndose así en un actor político que sólo puede ir en ascenso si es que logran dar respuesta y actuar acorde a lo que espera una ciudadanía cada vez más consciente y preocupada frente al cambio climático que afecta al planeta.

La votación a la baja que obtuvieron los partidos tradicionales del país, como es la Unión Cristianodemócrata (CDU) de la canciller Angela Merkel –la peor derrota desde 1966- y el Partido Socialdemócrata (SPD), 27,4% y 19,8% de los votos respectivamente, refleja la pérdida de confianza de los electores en la política tradicional, la que no logra dar respuesta a los grandes desafíos del país y el mundo.

“La importancia de ambas votaciones históricas en Alemania es una señal clara de que los Partidos Verdes están creciendo en el mundo, ante la urgencia de las temáticas medioambientales y de supervivencia en el Planeta. Debemos estar a la altura de estos grandes retos y actuar como una sola fuerza”, explicó Rodrigo Cerda del Partido Ecologista Verde (Chile).

El Partido Verde Alemán fundado por Petra Kelly en 1980, ha sabido sintonizar con los desafíos de los tiempos actuales y que son importantes para un sector de la sociedad. Ha levantado banderas proeuropeas y ha sido un soporte en el tema de la inmigración, permanentemente denostado por sectores populistas de ultra derecha.

En este contexto, los Verdes han sabido capitalizar el descontento de los votantes, captando la atención de quienes buscan alternativas y convirtiéndose en un ente político indispensable a la hora de formar coalición que de soporte a una estructura de gobierno.