DOS OPINIONES, UNA MISMA CAUSA

DOS OPINIONES, UNA MISMA CAUSA

Frente a la crisis generada en el sur de Chile por el traslado del barco “Seikongen” hacia un punto de descarga seguro y sin consecuencias ambientales; en Puerto Montt, el diario “El Llanquihue” en su edición de viernes 17 de agosto de 2018, publicó en la sección “Cartas al Director” dos reflexiones ecologistas:

La primera pertenece al concejal del PEV Juan Carlos Cuitiño, presidente de la Comisión de Medio Ambiente del Concejo Municipal de esa comuna. La segunda, a la ex candidata a diputada por el distrito 26, Sandra Vega Oyarzo.

A continuación, compartimos sus contenidos.

 

1:- EL “BARCO LEPROSO” QUE NADIE QUIERE RECIBIR:

 

Hemos visto en el último tiempo autoridades de diferentes puntos del país, poniendo recursos de protección y muchos de ellos con justa razón para impedir el recale y descarga de un buque que podría producir un mayor peligro si no nos hacemos cargo responsablemente del problema.

Creemos que las autoridades les falta mayor análisis y reflexión frente a estos sucesos, por ello debemos ser capaces de ENFRENTAR los problemas y asumirlos con mucha responsabilidad, pues no se trata de un hecho aislado (el tránsito y manipulación de una nave), sino que tiene que ver con una mirada preventiva desde la nefasta experiencia que ya conocemos acerca de las externalidades de la industria salmonera para nuestros ecosistemas y sus comunidades aledañas.

Si bien este barco NO CUMPLE con las normas de transporte (según permite inferir la propia resolución de la Corte de Apelaciones que impidió su arribo a Talcahuano), hoy es una BOMBA DE TIEMPO, es demasiado VULNERABLE Y RIESGOSO VIAJAR GRANDES DISTANCIAS, donde también existen comunidades aledañas a las costas igual que nosotros en Puerto Montt.

Si bien, entendemos la “preocupación y buenas intenciones” del Alcalde de resguardar la seguridad de la población, creemos también que ha sido muy apresurada su decisión de impedir este desembarco.

En nuestras costas, las empresa salmoneras están constantemente transportando mortalidad en el puerto de OXXEAN (más de 100 toneladas del actual barco en cuestión) y en Calbuco, por ello nuestra postura pretende ser algo más realista, sin esconderse y además fuera de ser POPULISTA, por el bien de todos los habitantes de las costas del país.

Ante esto, es muy importante y necesario exigir URGENTEMENTE un análisis de las opciones que existen y que tenga ser explicado técnicamente, en términos de seguridad, transportes, de salud , el medio ambiente y las vías productivas para no ser afectadas, todo esto debe ser garantizado ante cualquier operación pues al menos, esta debe ser la oportunidad (dentro de lo que significa una verdadera amenaza como lo es el Seikogen), de que sentemos precedentes para que las labores productivas se realicen de verdad cumpliendo los mayores estándares de seguridad, tanto para el medio ambiente y su población.

Si no hay argumentos técnicos y científicos que avalen la idea de que se quede en Pto Montt, se debe exigir al gobierno que lleve el buque donde efectivamente estén las condiciones para su llegada, desembarque y disposición final de su contenido

En pos de los habitantes costeros de Chile y el medio ambiente.

 

Juan Carlos Cuitiño

Concejal por Puerto Montt

Presidente de la Comisión de Medio Ambiente

2:-  UN “REGALO”  PARA PUERTO MONTT: SEIKOGEN

El ver al Gobernador de Chiloé que no sabe que responder a la pregunta  por qué se autorizó  por parte de la Armada la salida del Seikogen de Pilpilehue, sin el conocimiento y SIN AUTORIZACION expresa de la Seremi de Salud y el Sernapesca, según reconocieron los representantes  de estas instituciones en la  citada reunión, ocurrida el día domingo 05 de agosto en la ciudad de Ancud,  cuando el barco ya estaba en dicha ciudad, indica que algunas instituciones actúan por mandato propio y después informan a las otras autoridades, pero también demuestra que la autoridad política, el representante del Presidente de la Republica no tiene control ni es tomado en cuenta en eventos de esta magnitud. Lo anterior demuestra cual es el espíritu de este gobierno, la despreocupación por el Medio Habiente, el Ecosistema frágil de esta zona del mundo, y  la vida Humana.

Todo lo anterior  deja  nuevamente al descubierto que la Industria Salmonera es su afán Depredador e impositivo,  en Chile NO TIENE REGULACION, los Armadores reunidos en el gremio de ARMASUR, que viven rodeados y homenajeando a parlamentarios y autoridades de este rubro no se ha pronunciado, el presidente de este gremio propietario de la flota Cruz del Sur, que convive y genera sus recursos en Chiloé no se ha pronunciado, capítulo aparte son los destinos de estos DESECHOS TOXICOS… dónde terminaran…

Es impresentable que nada de lo ocurrido en la gran crisis del 2016 deje para tener un plan de manejo en estas eventualidades.  Hay que Decir, que el barco encalla en octubre de 2017, y  ¿no era más fácil sacar la entonces mortandad de las bodegas en un plazo prudente…?    O ¿es que  la embarcación no cuenta con las condiciones técnicas para vaciar su carga si no es por otros medios asistidos…?  Hoy no pueden las autoridades desconocer su responsabilidad y decir que NO existen protocolos para regular estos eventos.

Además decir que,  todos los procedimientos de seguridad están garantizados y altamente explicados en las leyes y reglamentos de salubridad y Salud Laboral, y que la Autoridad Marítima tiene todo esto normado y la Ley Ambiental también contempla esto…  Lo que decimos es que aquí no hay voluntad política para afrontar esta situación, si no que se está privilegiando el capital de la empresa dueña del barco y de la carga por sobre los derechos de todas las mujeres y hombres de esta Región.

El regalo de este triste espectáculo de  la industria salmonera a la comuna de Puerto Montt sólo acentúa  la inconciencia y como burla la pregunta ¿dónde terminaran los caldos tóxicos de la industria salmonera mientras la autoridad sigue impávida  y sin capacidad de reacción?

Sandra Vega Oyarzo

Partido Ecologista Verde

Regional Los Lagos